Lunes, 15 de Octubre de 2018 | 11:36:47
08/05/2018

Con un relato politizado, Varisco habló de los allanamientos

A 10 horas de los allanamientos que sacudieron este martes a Paraná, el intendente Sergio Varisco (Cambiemos) brindó una “conferencia” para “aclarar” los hechos.  Dio un discurso cuasi proselitista y evitó mencionar su vínculo político con el narcotraficante Tavi Celis.

 

El intendente de Paraná, Sergio Varisco, habló de los allanamientos vinculados a una causa de narcotráfico que se llevaron a cabo este martes en el domicilio de su madre (lugar donde se lo suele ubicar regularmente), en su despacho de la Municipalidad y en oficinas y viviendas de un concejal y una funcionaria, entre otros. Trató de llevar tranquilidad a los paranaenses pero no dijo ni una palabra de sus vinculaciones políticas con el narcotraficante Daniel Tavi Celis. Se limitó a expresar argumentos débiles con un gran contenido político. Hasta habló de elecciones.

El intendente de Paraná, Sergio Varisco, esperó hasta la tarde de este martes para hablar con los medios sobre los allanamientos relacionados a una causa de narcotráfico que realizó la Policía Federal -por orden del juez Leandro Ríos - en la casa de su madre y funcionaria, Magda Varisco, en dependencias municipales (despacho del intendente y oficinas de un concejal) y que generaron un hecho sin precedentes en la política local.

“Por haber sido elegido por la voluntad popular como intendente, les debo a los vecinos una explicación de lo ocurrido este martes a la mañana”, dijo Sergio Varisco al iniciar la conferencia de prensa.

Luego de ese párrafo comenzó el relato proselitista sin hacer alusión a la relación política con el narcotraficante Celis, cuestión que ya ha sido probada por la Justicia Federal.

Varisco habló del buen funcionamiento de las instituciones de la República, de una Justicia independiente “a diferencia de otras épocas” y que “no se encontró nada relacionado con estupefacientes”.

A pesar de la incomodidad generalizada de los funcionarios presentes, el intendente se animó a esgrimir una declaración cuasi proselitista en medio de un clima de absoluta tensión.

Dijo Varisco: “Siempre he sido la persona más difamada y siempre les sale en contra en las urnas. Hace cinco elecciones que triunfamos y siempre por mayor amplio margen”.

El intendente de Paraná omitió referirse al financiamiento de su campaña, a la relación política con Daniel Tavi Celis, a los nombramientos en su gestión de personas allegadas al narcotraficante, no mencionó las irregularidades en la Unidad N°2 que investiga la Justicia por la distribución de la droga en Paraná y mucho menos de aclarar el accionar de dos de sus dirigentes más cercanos: Griselda Bordeira y el concejal Pablo Hernández, cuyos domicilios también fueron allanados este martes.

Varisco tampoco habló de los audios de escuchas telefónicas de Celis que lo relacionan al narcotraficante por su aporte en la campaña para llegar a la intendencia, ni de los compromisos asumidos si llegaba al gobierno.

En resumen, Varisco habló con los medios 10 horas después de los allanamientos que sacuden a la política local, se limitó a brindar un relato netamente politizado e ignoró la cuestión de fondo: Daniel Tavi Celis, el narcotraficante detenido que financió su campaña y con quien lo une una relación política que pagó con nombramientos desde que asumió la intendencia de Paraná.



 

Fuente: Noticiauno

COMENTARIOS

IMPORTANTE: Los comentarios publicados son de exclusiva responsabilidad de sus autores y las consecuencias derivadas de ellas pueden ser pasibles de las sanciones legales que correspondan. Aquel usuario que incluya en sus mensajes algun comentario violatorio del reglamento será eliminado e inhabilitado para volver a comentar.

TENDENCIAS

Fuentes reservadas indicaron a NOTICIAUNO que el Ejército elaboró un relevamiento que declara “prescindible y apto para la venta” el predio de casi 30 hectáreas donde funciona el Destacamento de Vigilancia 121 de Crespo, que sería adquirido por una inmobiliaria local para explotar un desarrollo inmobiliario privado. En dos años, Cambiemos remató terrenos del Estado por más de U$S 400 millones.

+ NOTICIAS